21 febrero 2014

Mensajes Astrologicos



PISCIS

20 de febrero al 19 de marzo 2014

El alma y la personalidad son la pareja que trabaja en el mundo. La super-alma y el alma son otra pareja que trabaja. El espíritu y la materia son otra pareja que trabaja. Para la obra es necesario que uno se convierta en dos. Cuando uno se convierte en dos, pueden ser iguales; pueden organizarse en una jerarquía de superior e inferior. Mientras se les vea como iguales, uno respeta al otro y recibe respeto. Uno ama al otro y recibe amor. Uno coopera con el otro y a su vez recibe cooperación. La amistad y la hermandad son realidades cuando se dan cuenta de la igualdad. 
Cuando se establece la jerarquía, uno lidera y el otro sigue. Incluso en esa situación prevalece la armonía si el líder es afectuoso con el seguidor y el seguidor es respetuoso con el líder. Cuando desaparece esa reciprocidad, hay conflicto. 
Los dos peces de Piscis son verdaderamente iguales. Uno parece seguir al otro, pero el otro también está siguiendo al primero. El glifo de Piscis es tal que la cabeza de un pez se encuentra en la cola del otro, y de nuevo la cabeza del segundo pez está en la cola del primer pez. 
El glifo da un gran mensaje: “Si tú sigues, eres seguido”
El espíritu sigue a la materia hasta que la materia densa se manifiesta. A partir de ahí la materia sigue al espíritu. Espíritu y materia se consideran iguales en el Veda. Son las dos cabezas de un Dios. Así es como nació el concepto de masculino-femenino. Uno sigue al otro y el otro sigue al uno. Si uno intenta liderar, debería aprender antes a seguir. Si uno intenta enseñar, debería aprender antes a ser estudiante. Si uno intenta recibir, debería aprender cómo dar. Estas son las leyes fundamentales. 
En la ecuanimidad de espíritu y materia se encuentra el auténtico yoga. En la ecuanimidad del estudiante y el maestro hay el auténtico yoga. Cuando el maestro trata a los estudiantes como amigos, prevalece el amor y se sigue el yoga. 
De manera similar son el alma y la personalidad. Nuestra personalidad no es más que nuestra amiga. Nunca debemos intentar dominar a la personalidad. Si lo hacemos, la personalidad también tiende a dominar al alma. El instinto de dominar es ignorancia. En la era de Kali las teologías se adentraron en la ilusión y promovieron la supresión de la materia por parte del espíritu, la supresión de la personalidad por el alma, algo que es contrario a la Ley. Debido a la ignorancia surgieron términos como supresión, opresión y dominación. Maestros y predicadores, por tanto, tendieron a dominar. 
El mensaje de Piscis es claro: “Sigue para ser seguido. Ama para ser amado. Haz amigos para que otros te sean amigos. Ofrece para recibir”. 
En tal comprensión hay armonía, hay amor y hay síntesis. En Piscis la Madre del Mundo representa esta síntesis. 


Carta 11, Ciclo 27 – del 20 de febrero al 19 de marzo 2014
World Teacher Trust España
Imprimir

No hay comentarios: