21 mayo 2015

Mensajes Astrologicos



El hombre es una entidad autoconsciente. Puede permitirse ser introspectivo. Hacer introspección en uno mismo es el medio para colocarse en error cero. El hombre debe hacer introspección con regularidad e inspeccionar los patrones de sus pensamientos, de su habla y su acción. Tiene que evaluar la cualidad que tienen, su precisión y su utilidad a la vida del entorno. Tiene que ajustar su triple actividad, que constituye su personalidad. Su personalidad no es más que su doble. Él y su personalidad deberían vivir de mutuo acuerdo, cooperando y con cordialidad. Este es el mensaje del signo de Géminis. Las dos líneas verticales son iguales. Así también, el hombre y la personalidad. Uno no puede dominar al otro. En la cordialidad no hay dominación. El hombre, el alma y su personalidad tendrán que trabajar la cordialidad. Ninguno debe pensar nunca en dominar al otro.


Las religiones enseñaron que la personalidad debía ser dominada por el alma. Cuando uno domina al otro, el otro intenta encontrar el momento y el lugar apropiados para deshacerse del dominante. El vencido busca siempre una oportunidad para derribar al vencedor. Ganar es una mala costumbre. Ganar crea a un perdedor. Un perdedor siempre planea desquitarse por la pérdida. Si el conocimiento de ganar tiene que reemplazarse, el conocimiento de ganar y de dominar deberá ser reemplazado por el conocimiento de la cordialidad y el amor.
La cordialidad o amistad con la propia personalidad es el primer paso para adquirir armonía interna. El verdadero objetivo del yoga es extender esta cordialidad a todo ser a nuestro alrededor. A través de la cordialidad la unión es posible. La unidad es posible. La unicidad es posible. La unión es posible. Esta unidad aporta la alegría de vivir. Un verdadero yogui es aquel que se une a las plantas, los animales, los humanos y los devas mediante la cordialidad. El espíritu de cordialidad requiere una actitud de igualdad. El espíritu de Géminis es el objetivo de la humanidad cuando un ser humano siente: “El otro no es sino un hermano”. Maitreya lo representa. Él intenta iniciar a la humanidad en este principio de hermandad, cuyo otro nombre es cordialidad.

Carta 2, Ciclo 29 – del 21 de Mayo al 21 de Junio 2015
World Teacher Trust España
wttes.com


Imprimir

No hay comentarios: